El sector agropecuario será estratégico para la producción de energía renovable

Posted on

Agricultores y ganaderos empiezan a tomar conciencia sobre su estratégico papel en la movilización de agrobiomasa y la expansión del gas renovable para generar energía limpia y sostenible

Más de 100 personas asistieron al evento estratégico sobre agrobiomasa y gases renovables organizado por la Asociación Española de la Biomasa (AVEBIOM) el pasado 26 de mayo, en localidad palentina de Villamartín de Campos, dentro del proyecto europeo Agrobioheat, para compartir visión con altos representantes de las organizaciones profesionales agrarias, responsables de política nacional y regional y tecnólogos con soluciones listas para ser adoptadas.

En el contexto actual de altísimos costes de la energía, los representes de las OPA que acudieron a la cita coincidieron en que la valorización de los subproductos agrícolas y ganaderos constituye, sin duda, una oportunidad para obtener un complemento de renta de su actividad principal que puede ser muy interesante.

También señalaron que el sector agropecuario, siempre afectado por condicionantes sociales y medioambientales, puede encontrar en la valorización energética de sus subproductos una oportunidad para ser percibidos como parte de la solución a la contaminación y no como generadores de la misma.

La actividad agrícola genera cada año en España 17 millones de toneladas de materia seca de restos herbáceos y leñosos, con las que se podrían reemplazar 7 millones de toneladas de petróleo. Por su parte, los sectores ganadero y agroindustrial necesitan gestionar más de 50 millones de m3 de residuos cada año, cuya transformación en gases renovables podría reemplazar el equivalente a 1,5 millones de toneladas de petróleo.

Pedro Barato, presidente nacional de ASAJA, aseguró que “es hora de ponerse manos a la obra” y que el sector está dispuesto para afrontar este nuevo reto que se le presenta; va a valorizar sus residuos y subproductos en forma de energía y bioproductos, pero a cambio de algo: rentabilidad. Lo expresó con claridad en varias ocasiones: “quien contamina debe pagar, pero quien descontamina debe cobrar”.

Según Jesús Manuel González, coordinador regional de UCCL en Castilla y León, es momento de “trabajar para compatibilizar nuestra función de producir alimentos con la de producir energía”. El agricultor necesita estabilidad, explica, y para lograrlo es necesario que los contratos entre las empresas productoras de energía y los colectivos de agricultores sellen un compromiso de suministro a un precio que resulte rentable al agricultor y que contemple la variabilidad en sus costes de producción.

Lorenzo Rivera, coordinador regional de COAG en Castilla y León, estima que se ha apostado poco por esta fuente de energía renovable y limpia hasta ahora, que la guerra se ha encargado de mostrarnos que tenemos la energía al lado de casa, y señala que, al contrario que los huertos fotovoltaicos, que ocupan enormes extensiones que dejan de ser productivas, aprovechar los subproductos de agrobiomasa permitirá generar energía limpia sin competir con la producción de alimentos. “¿Qué mejor recurso que este?”, se preguntaba.

Blas Carmelo, secretario general de UPA Palencia, reflexionó sobre la `España vaciada´ para apuntar que el territorio no está vacío: hay agricultores y ganaderos. “La marcha de la gente de los pueblos ha derivado en que en la actualidad existan explotaciones de tamaño grande, modernas y bien mecanizadas lo que facilita el manejo de los subproductos para su valorización”. Invita a las administraciones públicas y a las empresas privadas a que inviertan cerca del territorio, “que se produzca aquí el biocombustible o el gas renovable que luego se transporte a los puntos de consumo”.

La posición de las OPA encaja con los discursos que Francesc Boya, secretario general de Reto Demográfico, y Víctor Marcos, director de Energías Renovables del IDAE, trasladaron a la sala, en el sentido de que la UE y España quieren aumentar su seguridad energética con renovables y la biomasa está llamada a ser un pilar fundamental.

Boya recordó que su secretaría va a poner a disposición de empresas, de comunidades autónomas, de entidades locales, 120 millones de euros durante este ejercicio. Y Marcos, resaltó que “la biomasa es una tecnología redonda: es renovable y reduce emisiones, constituye una oportunidad para los municipios de reto demográfico y garantiza el suministro de energía”.

IDAE ha diseñado varias iniciativas que esperan impulse la biomasa y el gas renovable como la de redes de calor, recién publicada; la del biogás, a punto de hacerlo; o la última revisión del programa de energías renovables térmicas que incorpora ahora la leña certificada.

Por su parte, Javier Díaz, presidente de AVEBIOM, destacó al término de las intervenciones de los representantes de las OPA la buena sintonía existente entre los principales protagonistas del desarrollo de la agrobiomasa en España: por un lado, los que generan los subproductos y los residuos y, por otro, AVEBIOM en representación de las empresas productoras de energía, los tecnólogos o los fabricantes de equipos. “Estamos al inicio de un recorrido en el que hemos de trabajar para cuajar la sintonía vista en la jornada de hoy y activar los resortes necesarios para aprovechar y transformar las distintas agrobiomasas y que resulte en una situación beneficiosa para todos los que intervienen en este desarrollo”.

De hecho, AVEBIOM está trabajando ya para poner en marcha la plataforma nacional para el desarrollo de la agrobiomasa y los gases renovables como materia prima para generar energía limpia y sostenible.

Técnicos de AVEBIOM y CIRCE circunscribieron el contexto actual de planes, condiciones económicas y mostraron ejemplos ya en práctica, así como las recomendaciones que han recopilado tras 3 años y medio de proyecto dialogando con múltiples agentes del sector. Pioneros y empresas punteras mostraron posteriormente las claves de sus iniciativas, en las que la agrobiomasa y el gas renovable son vectores de ahorro y negocio. 

Capital Energy firma el primer convenio en Castilla y León ligado a su Proyecto Territorios

Posted on

Promueve la construcción de una planta fotovoltaica de 49,7 megavatios (MW) terrenos próximos donde ya opera un parque eólico entre Paredes de Nava y Cardeñosa de Volpejera

Capital Energy ha dado un nuevo paso de cara a reforzar su compromiso con el desarrollo socioeconómico de Castilla y León, la punta de lanza de su proyecto de energías limpias.

La empresa ha suscrito con los ayuntamientos de Paredes de Nava y Cardeñosa de Volpejera, donde ya opera el parque eólico Las Tadeas, el primer convenio de colaboración en la región ligado a su Proyecto Territorios, que conjuga su aportación a la descarbonización de la economía y la transformación del modelo energético con su deseo de impulsar el crecimiento de los distintos territorios, potenciando el tejido social, industrial y empresarial de cada zona.

Con este acuerdo, Capital Energy se compromete a impulsar, desde la construcción de una planta fotovoltaica de 49,7 megavatios (MW) que promueve en terrenos próximos a los que albergan Las Tadeas, distintas actuaciones consensuadas entre ambas partes y que se ajustarán a las necesidades de cada municipio. Estas se enmarcarán en unas líneas de acción concretas, entre las que se encuentran la mejora de infraestructuras y servicios, conectividad y digitalización, protección del patrimonio artístico y cultural, educación, salud e integración sociolaboral de colectivos desfavorecidos.

De hecho, ya se están barajando algunas iniciativas beneficiosas para los habitantes de Paredes de Nava, como la implementación de medidas enfocadas a potenciar el Centro de Artes Escénicas y el Museo del Cuento y la Ciencia o la puesta en marcha de proyectos ligados a la innovación agroalimentaria, y de Cardeñosa de Volpejera, donde el consistorio prevé rehabilitar el pavimento municipal.

Las Tadeas

Las Tadeas cuenta con una potencia instalada de 39 MW. Sus 11 aerogeneradores, del modelo SG 132 de Siemens Gamesa, son capaces de producir cerca de 138.000 megavatios hora (MWh) de energía limpia al año, equivalentes al consumo de casi 52.000 hogares castellanoleoneses, y de evitar, asimismo, la emisión anual a la atmósfera de alrededor de 55.000 toneladas de CO2.

Además, da empleo fijo a 10 profesionales de la zona, que se ocupan de las labores de operación y mantenimiento. Cabe destacar que la planta tiene un impacto económico anual en las arcas regionales y locales (IBI e IAE) de más de 330.000 euros. A esta cuantía recurrente se ha sumado el pago puntual del ICIO, que ha ascendido a 850.000 euros.

Proyecto Territorios
A través del Proyecto Territorios, Capital Energy quiere articular su compromiso con el desarrollo sostenible, convertirse en un vecino más de las regiones en las que está presente y contribuir a su crecimiento social y económico.

Para lograrlo, la compañía se compromete a destinar partidas económicas específicas, durante las fases de construcción y operación de sus instalaciones renovables, a la materialización de acciones acordadas con los distintos grupos locales de interés. Como resultado de este enfoque diferencial, el grupo considerará las particularidades y necesidades de cada una de las regiones en la selección de estas iniciativas.

Iberdrola mantiene su apuesta por las renovables con 500 nuevos MW verdes en construcción

Posted on Actualizado enn

Iberdrola mantiene su liderazgo en el impulso del desarrollo de las energías renovables en España, donde actualmente tiene en construcción 500 nuevos MW eólicos y solares. La compañía está desarrollando diez nuevas plantas, con una inversión superior a los 350 millones de euros. Conjuntamente, estas instalaciones tendrán capacidad suficiente para suministrar energía limpia a 257.000 hogares y evitarán la emisión a la atmósfera de más de 117.000 toneladas de CO2 al año.

La mayoría de los nuevos desarrollos corresponden a instalaciones fotovoltaicas, en las que la compañía colocará cerca de 720.000 paneles. Entre ellas desatacan en Extremadura las plantas Tagus I, II, III y IV, ubicadas en la localidad cacereña de Alcántara. Con 200 MW de capacidad, estas cuatro instalaciones contarán con módulos bifaciales que permiten una mayor producción al disponer de dos superficies sensibles a la luz. Así, una vez que entren en operación, generarán conjuntamente más 313.650 MWh al año, lo que equivale a abastecer a más de 95.850 hogares, evitando la emisión de 43.250 toneladas de CO2.

En Castilla y León, Iberdrola está construyendo en Salamanca la planta fotovoltaica de Villarino, que supondrá la instalación de 50 MW de energía verde. Una vez operativa esta infraestructura generará suficiente energía limpia para abastecer a una población cercana a 27.000 hogares y evitará la emisión de la atmósfera de 12.000 toneladas de CO2 al año.

En esta misma comunidad, concretamente en Burgos, la compañía está llevando a cabo el parque eólico Valdemoro, de 50 MW. Este parque contará con once aerogeneradores capaces de abastecer a más de 48.000 hogares y evitar 23.000 toneladas de CO2 a la atmósfera.

Con estas iniciativas, Iberdrola creará hasta 370 nuevos puestos de trabajo en la región, en su mayoría de carácter local.

Andalucía es otra de las regiones clave en los planes de la compañía en el desarrollo de la energía solar. En esta comunidad la compañía está promoviendo cuatro nuevas plantas fotovoltaicas, declaradas de interés estratégico por la Junta de Andalucía.

Adicionalmente, Iberdrola ya ha obtenido las Declaraciones de Impacto Ambiental para la construcción de los proyectos fotovoltaicos de Virgen de Areños (50 MW) en Castilla y León, concretamente en Palencia, Alcarria (40 MW) en Castilla-La Mancha, Peñarrubia (50 MW) en Murcia. También cuenta ya con esta autorización el parque eólico El Escudo (105 MW), en Cantabria. Su construcción se iniciará una vez se hayan obtenido el resto de los permisos necesarios.

Castilla y León anuncia un fondo de 15 millones para extender el autoconsumo energético en pymes, industria y agricultura

Posted on

Castilla y León ampliará la implantación de las energías renovables y aprobará una estrategia térmica renovable y otra de eficiencia energética, entre otras actuaciones vinculadas al sector energético, según explicó el consejero de Empleo y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, durante su comparecencia en las Cortes para explicar el programa de su departamento para esta legislatura. Estas actuaciones contarán con once grandes prioridades, doce ejes de trabajo y 76 acciones de su departamento.

La potencia actualmente instalada en Castilla y León es cerca del 20 por ciento del total en España y el 95 por ciento de la potencia instalada en generación de origen renovable.

Sin embargo, también se dará especial atención a otras tecnologías renovables con posibilidades de implantación en las zonas de transición justa, entre ellas, la generación con biomasa, los proyectos de almacenamiento de energía hidráulica reversible o de bombeo, y los proyectos asociados al hidrógeno renovable.

Las principales actuaciones pasan por el fomento de las energías renovables con unos objetivos para los próximos cuatro años que ha cifrado en incrementar la potencia de generación renovable a red, concretamente la eólica en 1.000 megavatios para llegar a 7.300 y, por otro lado, la fotovoltaica en 2.000, hasta los 3.000 megavatios.

Además, se continuará fomentando el autoconsumo y ha recordado que actualmente en Castilla y León hay una potencia instalada de casi 60 megavatios en instalaciones de autoconsumo fotovoltaico, cuando se partía de apenas 3 en 2019 y ha fijado como objetivo de legislatura incrementarlo en otros 200 megavatios hasta llegar a los aproximadamente 260.

A este respecto, ha anunciado que se creará un Fondo de inversión y participación autonómica, dotado con 15 millones de euros, para viabilizar y extender las inversiones en sistemas de autoconsumo energético para pymes, grandes empresas intensivas en energía, y para explotaciones agropecuarias de Castilla y León.

Nueva normativa
Asimismo, ante las nuevas necesidades del sector y de la sociedad en general, se abordará el desarrollo de una nueva normativa regulatoria en el ámbito eléctrico. Así, antes de un año se ha comprometido a aprobar un decreto regulatorio de los procedimientos de autorizaciones administrativas de instalaciones eléctricas que pretende, entre otras cuestiones, asegurar la funcionalidad del procedimiento, la simplificación de los trámites y la seguridad jurídica de todos los agentes que intervienen.

Por otro lado, se pretende aprobar la Estrategia Térmica Renovable ETR2030, que se adaptará a los recientes cambios en el sector energético y a las iniciativas europeas de impulso económico a raíz de la pandemia, y facilitará un nivel de instalación de potencia durante la legislatura superior a los 20 megavatios.

La estrategia promoverá el despliegue de las energías renovables térmicas (como aerotermia, biomasa, biogás, geotermia y redes de calor) en el sector residencial, impulsando la industria y al sector empresarial asociado.

La Junta de Castilla y León y los regantes de la Comunidad de Canales del Arlanzón aúnan fuerzas en la utilización de energías alternativas

Posted on

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León celebrado el pasado 12 de mayo, autorizaba la firma de un convenio entre la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, a través del Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León (Itacyl), y la Comunidad de Regantes Canales del Arlanzón, con el objeto de complementar la modernización y consolidación de regadíos de dicha Comunidad de regantes para utilizar energías alternativas fotovoltaicas así como de su explotación.

Las obras de transformación, a las que se van a destinar 95.718 euros, afectarán a una superficie de 636 hectáreas y van a mejorar las condiciones de trabajo de 446 regantes. Las actuaciones a realizar incluyen la instalación de una planta fotovoltaica (162,87 kw), placas, inversores, cableado, subestación transformadora, sistema de gestión y conexionado al cuadro de la estación de bombeo.

La Comunidad de regantes debe redactar el proyecto de la solución seleccionada, y lo remitirá al Itacyl para su aprobación. Las obras serán ejecutadas completamente por el Itacyl y serán financiadas al 50% por ambas partes. El Itacyl también realizará la dirección de las obras y la coordinación de seguridad y salud.

Los municipios afectados son: Tardajos, Rabé de las Calzadas, Las Quintanillas con su entidad Villarmentero, Frandovínez, Cavia, Celada del Camino, Estepar con sus entidades Quintanilla Somuñó y Villavieja de Muñó, en la provincia de Burgos.

La Junta licita las obras de la Cúpula de la Energía, en el Parque Empresarial de Medio Ambiente de Garray (Soria), con un presupuesto de 13 millones de euros

Posted on

La Cúpula de la Energía será un lugar de encuentro empresarial vinculado a las nuevas tecnologías y a las energías limpias

La Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente de Castilla y León, Somacyl, adscrita a la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, publicó el pasado 10 de mayo, en el Portal de Contratación del Sector Público, la licitación del proyecto relativo a las obras de la Cúpula de la Energía. En los pliegos se incluye la consolidación estructural de todos los sectores levantados (del 1 al 7) y la finalización de cinco de ellos, adaptándose a los usos programáticos planteados y a la normativa en vigor del proyecto, paralizado en 2013. El presupuesto de licitación supera los 13 millones de euros y dispone de un plazo de ejecución de 18 meses.

Descripción programática del proyecto
El concepto del proyecto de la Cúpula de la Energía, obra de los arquitectos Tuñón, Mansilla y Albornoz, se configura a partir de un volumen semiesférico al que se le aplica un proceso de fragmentación (cortes y sectorizaciones), articulación (charnelas y bisagras), y despliegue (giros y desplazamientos), con el objetivo de construir un espacio polifuncional y modular, capaz de estructurar los posibles escenarios programáticos en un conjunto de piezas interconectadas, contenedores encadenados que construyen una compleja red de relaciones entre los diferentes espacios interiores y exteriores.

La Cúpula de la Energía se levanta en una parcela de 21.402 m2, con una ocupación en planta de 3.810 m² y una edificabilidad máxima de 20.331,90 m², se ajustan a las alineaciones establecidas sin proponer ningún tipo de cerramiento, asegurando la continuidad con el resto del Parque Empresarial del Medio Ambiente. La superficie total construida Cúpula de la Energía alcanza los 11.366 m2.

El Parque Empresarial del Medio Ambiente (PEMA), motor de la provincia de Soria
El Parque Empresarial del Medio Ambiente (PEMA) es un espacio destinado a la implantación de actividades productivas, dotacionales y de servicios, localizado en el municipio soriano de Garray, a 10 minutos de la capital provincial, Soria, con una elevada accesibilidad desde la N-111 y una alta cualificación urbanística. Se trata de un proyecto destinado a la atracción de actividades económicas de interés regional, promovido por un Consorcio integrado por la Junta de Castilla y León, la Diputación Provincial de Soria y el Ayuntamiento de Garray.

La elección de Soria para la localización de este proyecto innovador y emblemático, en proximidad al nodo funcional de la capital y junto al río Duero, constituye una apuesta ejemplar de la política autonómica de inversiones y estímulos públicos, en aras a los objetivos de dinamización de territorios y reequilibrio territorial; con propuestas de desarrollo sostenible, a fin de poner en valor los recursos locales con acciones asociadas a la innovación, las nuevas tecnologías y en definitiva, la sociedad del conocimiento.

Los costes energéticos y su estabilidad, unidos a la garantía de origen de la energía, son hoy ya el principal factor de la industria, y por tanto un factor determinante a la hora de seleccionar emplazamientos. Este siempre ha sido el principal objetivo del PEMA (ya en el lejano 2003 se hablaba de esto), convertirse en una referencia en el ámbito energético renovable y de la economía circular, con objeto de atraer industria especializada y generar empleo en la provincia de Soria.

Solicitada la autorización para instalar dos nuevos parques eólicos en El Bierzo

Posted on

Promovidos por Green Capital Development, ambos proyectos suman un presupuesto global de más de 213 millones de euros

El Área de Industria y Energía de la Subdelegación del Gobierno en León somete a información pública la solicitud de autorización administrativa y el estudio de impacto ambiental de los parques eólicos Pichi y Lardeiras, situados en el territorio a caballo entre las provincias de León y Ourense.

La empresa Green Capital Development se encuentra detrás de unos proyectos cuyas infraestructuras de evacuación está previsto que afecten a los municipios bercianos de Ponferrada, Cubillos del Sil, Molinaseca, Torre del Bierzo y Benuza, así como a los de Santa Colomba de Somoza, Encinedo y Castrillo de Cabrera, en el territorio provincial.

Según el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) del pasado 3 de mayo, el parque eólico Pichi tendrá una potencia instalada de 108 megawatios y estará integrado por 20 aerogeneradores. El proyecto incluye una torre de medición, viales de acceso y obra civil para instalación y mantenimiento, con un presupuesto de más de 98 millones de euros.

Por su parte, el proyecto Lardeiras contará con 24 aerogeneradores para alcanzar 144 megawatios de potencia instalada. En este caso, el presupuesto ronda los 115 millones de euros. Ambos parques guardan identidad sustancial y comparten la infraestructura de evacuación, por lo que la tramitación de los expedientes se llevará de manera conjunta y acumulada.

Sodebur busca la concienciación de los municipios acerca de la transición energética

Posted on

El pasado 5 de mayo se celebró en el Salón de Actos del Monasterio de San Agustín (Burgos) la jornada “Municipios hacia la transición energética”, organizada por la Sociedad para el desarrollo de la provincia de Burgos (SODEBUR).

El objetivo principal de la jornada fue dar a conocer las medidas que los ayuntamientos pueden implementar para promover la sostenibilidad energética; medidas como el autoconsumo o las comunidades energéticas, las cuales pueden ser desarrolladas por el Ayuntamiento o en colaboración con otros agentes.

Las comunidades energéticas son probablemente la herramienta principal para acelerar la consecución de los objetivos climáticos y servirán para catalizar la participación ciudadana en la transición energética hacia un nuevo modelo rural energético rentable basado en la gestión sostenible de nuestros recursos.

Las comunidades locales de energías renovables permiten desarrollar proyectos impulsados por la población, pymes, cooperativas o entidades locales en ámbitos como las renovables, la eficiencia energética o la movilidad sostenible. Los agentes involucrados en estas comunidades son, a su vez, productores y consumidores de su propia energía limpia, lo que redunda en una mayor democratización del sistema energético y en un importante ahorro para el consumidor final.

La jornada estuvo dirigida principalmente a representantes y técnicos municipales con el objetivo de ofrecerles información que les permita desarrollar una transición energética a un nuevo sistema energético limpio, abierto y participativo.

Las ponencias comenzaron con la intervención de Margarita Ortega, responsable de proyectos del Departamento Solar y Autoconsumo del Instituto para la Diversificación y Ahorro de Energía (IDAE),  en la que expuso cuál es la situación actual y marco normativo del autoconsumo en España.

A continuación, Rafael Ayuste, Jefe del Departamento de Planificación y Promoción de Proyectos Energéticos del Ente Regional de la Energía de Castilla y León (EREN), ofreció a los asistentes (mayoritariamente representantes y técnicos municipales), una serie de pautas y claves que los ayuntamientos pueden implementar en sus territorios para mejorar energéticamente.

En la segunda parte del encuentro, con la finalidad de acercar a los asistentes a un nuevo concepto que está teniendo mucho interés últimamente a nivel local, Francisco Puente, representante de ESCAN Consultores, centró su ponencia en explicar qué es una comunidad de energía renovable y los principales pasos que se deben seguir para impulsar su constitución. Seguidamente, se pasó a conocer en primera persona, una serie casos prácticos, entre los que se contó la experiencia en este tipo de proyectos e iniciativas llevadas a cabo por la Asociación de Guzmán Renovables (Burgos), Puente la Reina – Gares (Navarra), Energética Cooperativa o Megara Energía en la Hacendera Solar de Castilfrío de la Sierra.

Urcacyl rechaza la instalación de macroplantas generadoras de electricidad en superficies agrarias, especialmente regadíos, pastos y prados de siega

Posted on

La Unión Regional de Cooperativas de Castilla y León, Urcacyl, se suma a la reclamación hecha por las Organizaciones Profesionales Agrarias de establecer una normativa específica que recoja la posibilidad de implantar placas fotovoltaicas o solares, incluidas las infraestructuras de evacuación de la energía solar o eólica, exclusivamente en terrenos no aprovechables para la producción agraria.

En este sentido se reclama un blindaje de los terrenos de cultivo frente a la ansiedad privada y el afán de algunas administraciones locales de facilitar la instalación de energías renovables en todo tipo de terreno rural, cuestión que agravaría aún más el problema de despoblamiento en los pueblos

El nuevo boom de las renovables ha llegado al campo, y su loable objetivo con ambiciosos planes de energías limpias está desatando, una auténtica ofensiva en busca de todo tipo de suelo, que precisamente por este hecho puede ser nocivo para los profesionales de la agricultura y ganadería y para la sociedad en su conjunto, ante el peligro de que desaparezca superficie destinada a la producción de alimentos.

Apoyar la instalación de infraestructuras de energías alternativas es fundamental sí con ello se genera riqueza, bienestar y futuro para el medio rural y para los agricultores y ganaderos. Pero debe valorarse muy seriamente el afán desmesurado de empresas promotoras por hacerse con todo tipo de terrenos, también los productivos y cultivables, para este tipo de infraestructuras.

Por ello deben buscarse soluciones y modificar cuantas normativas sean necesarias, para proteger todos los suelos agrícolas, especialmente aquellos sobre los que se hayan hecho transformaciones en regadíos o concentraciones parcelarias, pero también los que tengan aprovechamiento agrícola o ganadero, más si cabe cuando la titularidad sea pública.

Hay que tener en cuenta que el suelo productor de alimentos está limitado, y debe ser un patrimonio a defender con todas las herramientas al alcance de la sociedad. No es razonable qué habiendo tanta superficie en nuestra comunidad, las administraciones y los empresarios privados se fijen en zonas tradicionales de cultivo, en terrenos de transformación en regadíos, en pujantes tierras productivas o en superficies muy útiles desde el punto de vista agronómico.

Hay que tener en cuenta que el suelo productor de alimentos está limitado, y debe ser un patrimonio a defender con todas las herramientas al alcance de la sociedad. No es razonable qué habiendo tanta superficie en nuestra comunidad, las administraciones y los empresarios privados se fijen en zonas tradicionales de cultivo, en terrenos de transformación en regadíos, en pujantes tierras productivas o en superficies muy útiles desde el punto de vista agronómico.

Redactado el proyecto para implantar sistemas de acumulación de energía térmica para las redes de calor de Valladolid oeste y del polígono Villalonquéjar (Burgos)

Posted on

La Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio de la Junta, a través de la empresa pública SOMACYL, ha licitado la redacción del proyecto de construcción y ejecución de las obras para la implantación de sistemas de acumulación de energía términa para las redes de calor Valladolid Oeste (afecta a los barrios de Parquesol, Villa de Prado y Huerta del Rey) y Polígono Villalonquéjar (Burgos), con un presupuesto de licitación de 3.334.206,48 euros más IVA, con un plazo de ejecución para la redacción del proyecto de un mes y para la ejecución de las obras de doce meses.

El objeto de la actuación es la instalación de dos sistemas de almacenamiento de energía térmica sensible (TES), en forma de agua caliente, para la futura red de calor urbana sostenible ‘Valladolid Oeste’ (afecta a los barrios de Parquesol, Villa de Prado y Huerta del Rey) y para la red de calor industrial sostenible ‘Polígono Villalonquéjar’ en Burgos. La Plataforma de Contratación del Sector Público publica hoy la licitación de estos proyectos, que tienen un plazo de ejecución de un mes la redacción y de doce meses la ejecución de las obras. La financiación de sendos proyectos de la Junta, cuyas actuaciones llevará a cabo la sociedad pública SOMACYL, se realizará con cargo al Programa Operativo FEDER 2014-2020 de Castilla y León, Iniciativa REACT-UE.

El depósito de Valladolid contará con un volumen útil de 6.000 m3 y el del polígono burgalés 3.500 m3, ambos con adecuado coeficiente de esbeltez, convenientemente aislados y con avanzados sistemas de control y difusión interna para lograr una adecuada estratificación térmica.

La capacidad de almacenamiento término de los sistemas de energía térmica sensible (TES) previstos es de 136.000 kWh útiles en Valladolid Oeste y de 79.000 kWh útiles en Polígono de Villalonquéjar. Asimismo, la capacidad adicional anual de sustitución de energía fósil por energía renovable térmica es de 2,08 ktep/año en sendos proyectos, y la reducción anual de emisiones CO2 prevista es de 7.073 ton/año.

Utilidad de estos sistemas de almacenamiento energético
La calefacción y refrigeración urbana, junto con el almacenamiento de energía térmica son tecnologías potenciales para la integración de las energías renovables y la reducción de las emisiones de CO2 en el sector energético europeo y la interacción y el desarrollo entre ambas tecnologías es de gran importancia para descarbonizar completamente el sector de la calefacción y refrigeración.

El almacenamiento de energía térmica ayuda a equilibrar la producción y la demanda de energía diaria en redes de calefacción urbana, logrando importantes beneficios: incremento de la producción térmica de las centrales renovables;  incremento de la eficiencia energética; mayor seguridad y confiabilidad energética; reducción de costes y reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

Sin sistemas de acumulación, las centrales renovables con calderas de biomasa en horario nocturno están generalmente por debajo del 25% de su capacidad de generación, por lo que estos equipos están infrautilizados.

Con la incorporación de sistemas TES, dichas centrales de energía renovable son capaces de generar energía térmica por la noche que se acumula para poder ser consumida en las horas del día en las que los edificios demandan más calor. Por tanto, muchos más edificios pueden recibir energía verde de la red sin necesidad de instalar más calderas de biomasa en la central, simplemente se aumenta las horas de funcionamiento de las calderas ya existentes, logrando así aumentar la energía térmica renovable generada que posteriormente consumirán los edificios o industrias, eliminando combustibles fósiles y reduciendo por tanto las emisiones de CO2 a la atmosfera.