Eólica

Castilla y León de nuevo líder en producción de energía eólica

Posted on

La eólica es la tecnología renovable que más electricidad aportó al sistema eléctrico en 2020, y la principal tecnología de generación en cinco Comunidades Autónomas (CCAA), empezando por Castilla y León

En 2020, la comunidad autónoma de Castilla y León ha sido la que más electricidad ha generado con el viento, seguida de Galicia y Aragón. El podio en 2020 de la cobertura de la demanda autonómica con generación eólica también refrendó el rol de esta comunidad autónoma en el desarrollo de la tecnología. Las 4 CCAA son exportadoras netas de electricidad.

La generación con fuentes renovables en nuestro país no para de crecer. En 7 comunidades autónomas se ha generado más electricidad con energías renovables autóctonas que con energías no renovables en 2020, un aumento de tres CCAA (Navarra, La Rioja y Andalucía) frente a 2019.

En términos de cobertura de la demanda autonómica con energías renovables, hay ya 5 autonomías que generan más del 100% de su demanda con recursos renovables autóctonos. La electricidad renovable sobrante en estas autonomías se transfiere a autonomías limítrofes o más lejanas que son deficitarias en generación de electricidad mediante la red eléctrica.

En este ranking de sostenibilidad de la electricidad de las comunidades autónomas destacan Castilla y León, Aragón, Extremadura, Galicia y Castilla la Mancha, todas ellas con una generación renovable en 2020 suficiente para cubrir toda la demanda eléctrica de la autonomía. En la cola de la generación renovable para abastecerse, están las CCAA de País Vasco, Baleares y Madrid, todas ellas por debajo del 10% de autoabastecimiento con electricidad renovable.

En cuanto al ranking de generación eólica por provincias, Burgos es la tercera provincia española, con una producción de 4.431.839 MWh.

Actualmente, en España, hay 47 provincias con generación eólica, de las cuales 20 generan más de 1 TWh de electricidad gracias al viento. Con 1 TWh se cubre el consumo de 285.000 hogares. 

En el corto plazo, el sector eólico tiene como objetivo incorporar 10 GW de potencia nueva en península hasta 2024, mediante subastas de eólica u otros esquemas y mecanismos, añadiendo 30 TWh de generación limpia y autóctona anual a partir de ese año, además de garantizar el cumplimiento del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) en 2030 con 50,3 GW de potencia eólica. También se quiere llevar a cabo la repotenciación de hasta 5 GW eólicos hasta 2025.

El parque eólico de Cerezal de Aliste (Zamora) se ampliará con seis nuevos aerogeneradores

Posted on

La Junta de Castilla y León ha sacado a información pública, a los efectos de competencia, la ampliación del parque eólico “Valdelanave” en el municipio de Muelas del Pan dentro del término de Cerezal de Aliste.

La solicitud de la autorización administrativa de “Valdelanave II” la ha realizado la sociedad anónima “Iberenova Promociones” para la presentación de proyectos en competencia, por parte de aquellos que lo deseen, durante un mes: hasta el día 5 de marzo de 2021. Los proyectos presentados cumplirán con los requisitos del decreto 189/1997 de 26 de septiembre, por el que se regula el procedimiento para la autorización de las instalaciones de producción de electricidad a partir de energía eólica.

La previsión es de instalar en esta segunda fase de Valdelanave seis aerogeneradores con una potencia total de 26 megavatios.

La empresa Iberdrola Energías Renovables iniciaba el expediente del parque eólico “Valdelanave” el día 9 de enero de 2002 con la previsión inicial de la construcción y puesta en marcha de 25 aerogeneradores de 2 megavatios cada uno, lo que habría supuesto una potencia de salida de 50 megavatios, siendo visado el proyecto técnico por el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Zamora el 14 de febrero de 2006.

La previsión de los 25 aerogeneradores en Cerezal y Villaflor era disponerlos en cuatro alineaciones diferentes sobre las cumbres de la Sierra Gorda y adyacentes.

Para Valdelanave se plantearon 53 medidas correctoras y entre ellas destacaban evitar daños a los arbolados y la afección a la fauna que utiliza el ecosistema de la zona como lugar de nidificación o campeo, así como que las palas, en ningún caso, sobrevuelen sobre vías pecuarias y caminos rurales del entorno.

Durante la Declaración de Impacto Ambiental sólo se recibieron dos alegaciones. Una de ellas la presentó Retevisión en referencia a las posibles interferencias que los aerogeneradores podrían generar en las poblaciones cercanas. En su entono se sitúan Cerezal, Villaflor, Videmala, Villanueva de los Corchos y Bermillo de Alba. La otra la presentó el Ayuntamiento de Muelas en relación a la subrogación de la empresa promotora de derechos y bienes derivados de la licitación efectuada de la concesión de usos de bienes de dominio público municipal. Se entendió que ninguna afectaba los aspectos medioambientales propios del parque eólico Valdelanave.

La primera fase del parque eólico “Valdelanave” finalmente se centró en solamente cinco aerogeneradores con un coste previsto inicialmente de 9.206.255 euros. A tenor de la declaración de utilidad pública esta llevó implícita la ocupación de los bienes y la adquisición de los derechos afectados: pertenecientes a alrededor de 44 propietarios de dos pueblos, Cerezal de Aliste y de Villaflor, por ubicación permanente d caminos, la ubicación de la subestación y las servidumbres de vuelo de los aerogeneradores y el paso de las zanjas. A ello se unió la evacuación que corrió a cargo de Bionor Eólica con la construcción de una nueva linea trifásica de 6.620 metros, de ellos 6.490 aéreos y 130 subterráneos (10.377 euros de coste), hasta la entrada en la subastación “Ricobayo” a donde se evacua la energía. Las cinco turbinas eólicas actuales son GAMESA G90/2000 con una potencia nominal total de 10.000 kilovatios. Los molinos están montados sobre torretas metálicas de 78 metros de altura.

La Junta da luz verde al parque eólico “Cuéllar de la Sierra” en Soria de 9 Mw tras el cambio de ubicación de los aerogeneradores

Posted on

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León ha dictado  la declaración de impacto ambiental sobre el proyecto de parque eólico “Cuéllar de la Sierra” de 9 Mw e infraestructuras de evacuación, en los términos municipales de Ausejo de la Sierra, Los Villares de Soria, Buitrago, Fuentelsaz de Soria, Fuentecantos, Garray y Soria (Soria), promovido por «Eólica Cuéllar de la Sierra, S.L.».

El objeto del proyecto inicial es la construcción de un parque eólico de 4 aerogeneradores, 2 de ellos de 2,5 MW de potencia unitaria, y otros dos de 2 MW, lo que hace una potencia total de 9 MW. Los aerogeneradores se conectan al centro de control ubicado en la subestación SET Cuéllar, produciéndose la evacuación de este parque eólico por el mismo transformador y línea de evacuación que el parque eólico de Dehesa de Cuéllar.

A raíz de las alegaciones recibidas y de los informes del Servicio Territorial de Medio Ambiente de Soria, el promotor ha tenido que presentar la Adenda nº 1 que consiste en un proyecto modificado que básicamente mantiene las mismas instalaciones, pero variando la ubicación de los aerogeneradores, y planteando una nueva alternativa a la línea eléctrica de evacuación, incluyendo nuevas medidas preventivas, correctoras y de seguimiento.

Con el desplazamiento de aerogeneradores propuesto aumenta la distancia a los núcleos de población: Estepa de San Juan a 1.000 m, Cuéllar de la Sierra a 1.060 m y Castilfrío de la Sierra a 2.357 m.

La red de tierra soterrada, red de comunicaciones y líneas soterradas de 20 kV de interconexión de aerogeneradores se adecúan al nuevo trazado de zanjas, con una longitud de 1.480 m.

El estudio de impacto ambiental plantea 3 alternativas de ubicación del parque eólico, además de la alternativa «0» de no realización del proyecto. En el estudio de impacto ambiental se selecciona la alternativa 3 por ser la alternativa con mayor aprovechamiento del recurso eólico, frente a la 2, que se desestima por inviabilidad económica, y la 1 que presenta un aprovechamiento menos eficiente.

El estudio de impacto ambiental concluye que uno de los principales impactos negativos se produce sobre el paisaje debido a la visibilidad de las instalaciones y a las dificultades de ocultar las mismas, aunque debe tenerse en cuenta que se trata de una actividad implantada ya en la zona por lo que no va a suponer una alteración en el carácter del paisaje.

Los fondos europeos podrían impulsar la repotenciación de los parques eólicos en Castilla y León, clave para mantener su liderazgo

Posted on

La Asociación Empresarial Eólica (AEE) ha elaborado un conjunto de propuestas enfocadas a la reactivación de la economía de forma ágil y eficiente, y al mismo tiempo avanzar en los objetivos de descarbonización del Pacto Verde Europeo y del Acuerdo de París.

El documento consiste en programas concretos para la utilización de los fondos de reconstrucción europeos que se asignen a España, que crearían más de 30.000 puestos de trabajo y permitirían activar inversiones privadas por más de 12.000 millones de euros.

Castilla y León es la principal región española tanto en número de parques eólicos activos, una buen parte de ellos pendiente de su repotenciación en los próximos años, así como en volumen de energía eólica generada en Gigawatios/h.

La Comisión Europea ha aprobado un Fondo de Reactivación para la economía de la UE-27 de 750.000 millones de euros, de los cuales 140.000 millones han sido asignados a España. Tomando como condición que el 37% de los fondos destinados a España se reserven al cumplimiento de los objetivos del Pacto Verde Europeo, se espera que al menos 50.000 millones de euros del fondo se destinen a proyectos relacionados con el PNIEC.

Según la AEE, el sector eólico se posiciona como uno de los sectores que ofrecen múltiples beneficios subyacentes para la sociedad y la economía del país a corto plazo, siendo un vector industrial y tecnológico para avanzar en la reconstrucción económica dentro de la senda de la transición energética de forma eficaz con un enfoque tractor para otras actividades sectoriales.

La propuesta de AEE incluye nueve proyectos tractores a escala nacional que, con un apoyo de 1.165 millones de euros de los fondos de reconstrucción, permitirían activar inversiones privadas por más de 12.000 millones de euros, generar 17,32 TWh de electricidad eólica (equivalente al 30% del incremento de generación eólica previsto en el PNIEC), reducir las emisiones de CO2 en más de 7,6 M Toneladas de CO2/año (el 7,5% de la reducción de emisiones previsto en el PNIEC) con un coste de incentivo por tonelada de CO2 reducido de 6 € ton/CO2 (siendo el coste actual 27 €/tonCO2, y el previsto en 2030: 42 €/tonCO2), y crear más de 30.000 empleos de alto valor añadido.

La propuesta contiene, entre otros, un programa de repotenciación de instalaciones eólicas, proyectos de almacenamiento en parques eólicos, despliegue de instalaciones eólicas en sistemas extra-peninsulares para conseguir ahorros en el coste de la generación eléctrica y dinamizar la economía local, proyectos enfocados a la eólica offshore, desarrollo de hubs de experimentación en eólica terrestre y marina, así como plantas de obtención de hidrógeno renovable generado con electricidad eólica.

España es el país de la Unión Europea que más eólica onshore instaló el año pasado, un 15% del total en Europa, lo que sigue manteniendo a España en la 5º posición del ranking mundial de potencia instalada con 25.704 MW, y 3ª posición en el ranking de exportaciones. Un sector que aporta al PIB un 0,31%, que da empleo a más de 24.000 personas, y que está preparado para ofrecer soluciones creativas ante los retos del futuro.

Castilla y León sumó 461 nuevos megawatios eólicos en 2019 para superar el 23% de la potencia nacional

Posted on

En España, en 2019, la potencia eólica aumentó en 2.243 MW, situando el total de potencia eólica instalada en 25.704 MW. Esta nueva potencia pertenece, principalmente, a proyectos resultantes de la primera y segunda subasta de 2017, pero también a plantas merchant. Según los datos del Anuario Eólico 2020 editado por la Asociación Empresarial Eólica, Castilla y León sumó un total de 461 nuevos Mw eólicos el pasado año hasta alcanzar los 6.056 Mw a 31 de diciembre, lo que supone el 23,5% del total nacional eólico, por delante de Castilla-La Mancha y Galicia.

Más de 1 GW de la nueva potencia (el 49,1% del total) corresponde a parques en Aragón. El resto de los megavatios instalados, unos 1.141 MW, se reparten entre 461 MW en Castilla y León, 416 MW en Galicia, 124 MW en Andalucía, 85 MW en Navarra, 39 MW en Extremadura y 16 MW en Canarias. Extremadura, en 2019, ha entrado con su primer parque eólico, en el club de las comunidades eólicas.

La comunidad autónoma con mayor potencia instalada continúa siendo Castilla y León, con una cobertura de la demanda eléctrica del 80%. Le siguen Castilla-La Mancha con un 67,6%, La Rioja con un 64% y Navarra con un 46%. A la cola están Madrid, Ceuta, Melilla y Baleares.

En 2019, la generación eólica ha supuesto un beneficio para los consumidores españoles. El efecto reductor de la eólica en el mercado eléctrico español en 2019 ha sido de 6 €/MWh.En total, la eólica genero un ahorro neto (una vez descontados los incentivos) a los consumidores eléctricos de 72 millones de euros, según las estimaciones de la Asociación Empresarial Eólica.

El Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) 2021-2030 define los objetivos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, de penetración de energías renovables y de eficiencia energética. Respecto a la energía eólica, el objetivo específico para 2030 es alcanzar los 50 GW de potencia instalada (con un volumen de 2.300 MW a instalar anualmente durante la década) y aportar un 34% de la generación total (actualmente la eólica aporta el 20,8%). Además, añade una estimación de repotenciación de aproximadamente 20 GW de eólica.

Castilla y León supera los 6.000 megavatios de potencia eólica instalada, con 461 nuevos en 2019

Posted on

eolica

La eólica aportó el 20,8% de la electricidad consumida en 2019, frente al 19% en 2018, evitó 28 millones de toneladas de CO2 y la importación de 10,7 Mtep de combustibles fósiles

La comunidad autónoma con mayor potencia eólica instalada el pasado año continuó siendo Castilla y León, con una cobertura de la demanda eléctrica del 80%, por delante de Castilla-La Mancha con un 67,6%, La Rioja con un 64% y Navarra con un 46%. A la cola estuvieron Madrid, Ceuta, Melilla y Baleares, según los datos del Informe anual de la Asociación Empresarial Eólica.

Castilla y León superó el año pasado los 6.000 megavatios de potencia eólica instalada, con 461 nuevos a lo largo de 2019, y se convirtió en la primera comunidad autónoma en conseguirlo, en un marco en el que ya posee casi una cuarta parte del total nacional, donde se contabilizan 25.704 megavatios, 2.243 más que a 1 de enero de 2018.

Asimismo, España fue el país de la UE que más eólica ‘onshore’ (terrestre) instaló en 2019, un 15% del total en Europa y ocupó la primera posición en el ranking europeo de instalación de potencia/año.

En el Mundo, la potencia eólica instalada sobrepasó los 651 GW. Durante 2019, la potencia eólica mundial se incrementó en 60,4 GW. China, EE.UU., Reino Unido, India y España fueron los países que más potencia han instalado en el año y continúan siendo líderes a nivel mundial.

China, en primera posición en el ranking mundial, sumó 26,1 GW en 2019, y cuenta con una capacidad eólica de 236 GW, el 35% de la potencia eólica mundial. Estados Unidos registró otro año consecutivo con un fuerte crecimiento en energía eólica, con la instalación de 9,1 GW, superando los 100 GW eólicos instalados en el país (105 GW).

En Europa, la nueva potencia el año pasado estuvo liderada por Reino Unido, España y Alemania (nueva potencia 15,4 GW en 2019). De esos 15,4 GW instalados en Europa en 2019, 3,6 GW fueron de eólica ‘offshore’ (marina).

En total, la Unión Europea cuenta ya con 205 GW eólicos, potencia que puede cubrir la demanda de 74 millones de hogares de la UE. Además, se evitaron la emisión de 271 millones de toneladas de CO2 a la atmósfera, y la importación de combustibles fósiles por valor de más de 16.000 millones de euros.

Efecto reductor del precio
La generación eólica tuvo un efecto reductor en el precio del mercado eléctrico español de seis euros por megavatio hora (MWh) en 2019, año en el que la tecnología aumentó su potencia instalada en 2.243 MW, alcanzando los 25.704 MW. Los más beneficiados de este efecto reductor de la eólica fueron los consumidores industriales, ya que para un consumidor medio con la tarifa AT1 y un consumo de 1.500 MWh anuales, el ahorro a lo largo de 2019 fue de 3.115 euros.

En total, la eólica generó un ahorro neto (una vez descontados los incentivos) a los consumidores eléctricos de 72 millones de euros en el ejercicio. En lo que respecta a la nueva potencia instalada, pertenece, principalmente, a proyectos resultantes de la primera y segunda subasta de 2017, pero también a plantas ‘merchant’.

Energía eólica en el PNIEC
El Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) 2021-2030 define los objetivos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, de penetración de energías renovables y de eficiencia energética.

Respecto a la energía eólica, el objetivo específico para 2030 es alcanzar los 50 GW de potencia instalada (con un volumen de 2.300 MW a instalar anualmente durante la década) y aportar un 34% de la generación total (actualmente la eólica aporta el 20,8%). Además, añade una estimación de repotenciación de aproximadamente 20 GW de eólica.

En relación con la repotenciación, en el PNIEC, se da relevancia a la renovación de la mayor parte de las instalaciones eólicas en el horizonte 2030 y se establece que se podrán organizar subastas específicas para instalaciones a repotenciar. Actualmente, el parque eólico español tiene alrededor de 10.000 MW con una antigüedad superior a 15 años, mientras que, de ellos, 2.300 MW tienen una antigüedad superior a los 20 años.

El sector eólico reclama que la Ley de Cambio Climático incluya 3.000 MW de potencia renovable a subastar anualmente

Posted on

eolica

Según la Asociación Empresarial Eólica (AEE), el nivel de ambición de descarbonización para 2050 de la propuesta de Ley de Cambio Climático y Transición Energética, cero emisiones netas, “es acorde con el reto que supone para nuestro país el cambio climático, y al mismo tiempo pone en valor la capacidad que tiene nuestra sociedad y nuestro territorio para alcanzar dicha meta. Los objetivos intermedios para 2030 son afines con los objetivos establecidos en el paquete de energía y clima 2021-2030 de la Unión Europea, pero son inferiores a los objetivos establecidos en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC).

No hay que olvidar que aún alcanzado el objetivo de 2030 de reducir las emisiones de CO2 en un 20-23% respecto a 1990, aún quedarán por eliminar más de 200 M Ton de CO2 hasta 2050, por lo que a lo largo de esta década habría que sentar las bases para que en las dos siguientes tengamos la tecnología, industria, mano de obra, financiación y marco regulatorio adecuados para esa segunda fase de la descarbonización que va a ser aún más exigente”, según AEE.

En la propuesta de Ley se incluyen determinados aspectos que permitirán avanzar en los desarrollo tecnológicos a medio y largo plazo, entre otros algunos revindicados por la propia AEE: el establecimiento de la figura legal del almacenamiento y de la hibridación de tecnologías renovables; la posibilidad de optimizar los puntos de acceso a la red mediante la sobrepotenciación (siempre que se cumplan los requisitos técnicos establecidos) lo que favorecerá también la repotenciación de las instalaciones eólicas más antiguas por tecnología más moderna y con un mejor aprovechamiento del recurso, o avanzar en la electrificación del transporte.

Algo que AEE ha solicitado desde hace años también se ha visto plasmado en la propuesta: la Ley propone cambiar el actual diseño de subastas de energía renovable de incentivos a la inversión por un sistema de subastas en el que se determinará el precio de retribución de la energía de las nuevas instalaciones renovables necesarias para alcanzar los objetivos de 2030, lo que facilitará la financiación de las instalaciones y dará seguridad a los inversores; y en las subastas “se podrán distinguir entre distintas tecnologías de generación en función de sus características técnicas, niveles de gestionabilidad, criterios de localización, madurez tecnológica y aquellos otros que garanticen la transición hacia una economía descarbonizada”.

Desde AEE consideran que existen algunos aspectos claves que no están incluidos en el texto actual de la propuesta, que serían los siguientes:

-La no inclusión en el texto actual de la referencia de 3.000 MW de potencia renovable a subastar anualmente hace aún más importante la obtención de un calendario de subastas de renovables por lo menos para los próximos 5 años (al igual que en otros países europeos) y su inclusión de forma urgente en alguna figura normativa que le dé validez, para que las empresas puedan planificar correctamente sus inversiones, la industria pueda adecuar su capacidad de fabricación, y se eviten acelerones, frenazos y efectos “llamada” innecesarios, que puedan generar problemas logísticos e ineficiencias económicas, lo que podría en peligro el cumplimiento de los objetivos 2030.

-Es necesario establecer una Hoja de Ruta concreta para los cambios de calado que requiere la política fiscal actual a efectos de transformarla en una fiscalidad verde, acorde al reto de movilizar inversiones por más de 20.000 millones de euros anualmente en tecnologías renovables, eficiencia energética y adaptación al cambio climático.

-Es crítico regular la situación del acceso y conexión a la red. Por una parte, hay que avanzar de forma urgente y sincronizada con el Real Decreto de Acceso y Conexión y la Circular de la CNMC siempre de acuerdo a lo establecido en el presente Proyecto de Ley, y por otra parte, hay que asegurar mediante la norma necesaria de rango de ley que no se va a generar una caducidad masiva de permisos de acceso y conexión de proyectos serios en avanzado y contrastado estado de desarrollo y ejecución, para no poner en peligro el necesario despliegue continuo de nueva potencia renovable.

La eólica genera 14.233 GWh en el primer trimestre de 2020, con una cobertura de la demanda peninsular del 23,4%

Posted on

eolica

En estos tres últimos meses de año (enero, febrero y marzo), la eólica ha generado 14.233 GWh con una cobertura de la demanda peninsular del 23,4%. Si analizamos este primer trimestre del año, desde 2005 hasta 2020, se ha triplicado la generación eólica peninsular, según los datos aportados por la Asociación Empresarial Eólica (AEE). Castilla y León es la comunidad autónoma española con mayor producción eólica de España, por delante de Castilla-La Mancha y Galicia.

A pesar de la alta eolicidad de estos últimos meses, no hemos alcanzado el récord eólico de generación del primer trimestre de 2018. A través del gráfico podemos extraer como conclusión el aporte consolidado que tiene la eólica en el mix de generación, aún siendo una generación renovable con recurso variable. Desde 2013 hasta la fecha, la eólica ha conseguido cubrir en el primer trimestre del año más del 20% de la demanda.

Y es que, con la potencia eólica disponible a día de hoy, 25.704 MW eólicos, la generación eólica aporta al mix de generación por encima de un quinto de la energía demandada en el sistema eléctrico. Si se logran cumplir los objetivos del PNIEC, la eólica podría tener un papel esencial en la cobertura de las necesidades energéticas de todos los españoles y se conseguiría esa ansiada reducción de emisiones de CO2.

En base a los datos publicados por REE, el sistema eléctrico nacional ha cerrado el primer trimestre de 2020 con cifras que permiten pronosticar que este año será el primero de la nueva -y esperada- era renovable, con datos que demuestran que la transición energética en España es una realidad.

El cómputo de enero, febrero y marzo ha dejado una cuota de renovables del 44,59% sobre el total de la estructura de generación a nivel nacional, según indica el operador del mercado eléctrico español. Una cifra superior respecto a la obtenida en el mismo periodo de 2019: 38,42%. De hecho, si se compara con los trimestres equivalentes de los últimos cuatro años (desde 2017), este año ha registrado el más renovable. Y si el análisis contemplase todos los datos de la serie histórica disponible, 2020 ocuparía el tercer lugar en el podio solo superado por 2014 y 2016.

La nueva generación renovable de eólica y fotovoltaica sumó 6.456 Mw en España en 2019

Posted on

mixta

Según los datos de Red Eléctrica de España, durante el pasado año 2019 se instalaron en España 6.456 MW de origen renovable, lo que supone  6.126 MW más que el pasado año, cuando se conectaron 330 MW, de los cuales 194 MW correspondieron al Plan Eólico Canario.

La  integración de este contingente, mayoritariamente eólico y fotovoltaico, marca un récord histórico en el sistema eléctrico español y representa un aldabonazo a la transición energética y al cumplimiento de la senda de integración fijada en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, con horizonte 2030.

Para facilitar el cumplimiento de los objetivos establecidos en el PNIEC en cuanto a la puesta en servicio de instalaciones de generación renovable, desde Red Eléctrica se ha acometido en 2019 un conjunto de actuaciones desde las áreas de Operación y Transporte con el objetivo de posibilitar el acceso y la conexión, siempre cumpliendo con los requisitos técnicos y administrativos establecidos en el ordenamiento jurídico vigente.

Dado que la mayoría de esta nueva generación (70% de la potencia instalada) tenía prevista su conexión a la red de alta tensión, REE ha desarrollado nuevas infraestructuras. Para ello la compañía ha llevado a cabo actuaciones en más de 30 subestaciones, incorporando 15 nuevas posiciones.

En la actualidad, el contingente renovable asciende a un total de 55.247 MW, de los que un 46% son eólicos, un 16% son fotovoltaicos y el resto (38%) corresponden a otras tecnologías renovables. El parque de generación eléctrica español es cada vez más verde. Durante el año 2019 el incremento del 5,6% de la potencia instalada nacional -récord histórico con un valor de 110 GW- se ha debido precisamente al aumento del 12,9% de la potencia instalada renovable, con la entrada en funcionamiento de los 6.456 MW mencionados. De este total, 5.689 MW correspondieron a las subastas celebradas en el año 2017 y el resto, 767 MW, a instalaciones renovables no adscritas a este procedimiento. Esta potencia equivale a 189 instalaciones, de las cuales 86 son eólicas (2.319 MW), 93 fotovoltaicas (3.975 MW) y 10 corresponden a otras tecnologías renovables (162 MW).

El incremento de potencia instalada renovable ha favorecido que durante 2019 la producción renovable nacional haya sido de 97.826 GWh, lo que supone un peso en el mix de generación del 37,5%. La generación eólica ha sido un 9,3% superior a la de 2018, ocupando el tercer lugar en el mix con un peso del 20,8% tras la nuclear (21,4%) y el ciclo combinado (21,2%) siendo este el mayor valor registrado hasta la fecha.

El año 2019 ha conseguido batir varios récords históricos tanto en la generación eólica como en la fotovoltaica. En concreto, el domingo 3 de noviembre a las 5.20 horas la eólica cubrió la demanda instantánea en la península en un 75,97%, el mayor valor alcanzado hasta la fecha. Asimismo, poco antes de acabar el año, el jueves 12 de diciembre a las 16.21 horas, se alcanzó un nuevo máximo histórico de potencia de generación eólica, también en la península, con un valor de 18.879 MW. Ese mismo esta tecnología superó su récord de generación entre las 16 a 17 horas, alcanzando los 17.908 MWh. Un día más tarde, el viernes 13, también batió su máximo diaria llegando a los 396.898 MWh y, además, registró el máximo del año de producción renovable con 535 GWh.

El complejo de energía eólica Herrera, en Burgos, contará con el aerogenerador terrestre más potente de España

Posted on

eolic

Iberdrola construirá su próximo parque eólico en la provincia de Burgos, el Complejo Herrera, con el aerogenerador terrestre más potente, tras la adjudicación a Siemens Gamesa de los primeros aerogeneradores SG 4.5-145, de 4,5 MW de potencia unitaria.

Los aerogeneradores SG 4.5-145, de 4,5 MW son casi siete veces superiores a la de los primeros aerogeneradores instalados en España hace más de dos décadas.

El Complejo Herrera, que se levantará en la provincia de Burgos, está integrado por tres parques eólicos -La Huesa, Valdesantos y Orbaneja- y contará con 63 megavatios (MW) de capacidad instalada, distribuida entre un total de 14 aerogeneradores. Las previsiones apuntan a que el proyecto entre en operación este año.

Los parques Orbaneja y La Huesa estarán situados en los municipios de Isar, Las Quintanillas, Rabé de las Calzadas y Estepar: el primero de ellos estará integrado por siete aerogeneradores, hasta un total de 31,5 MW de potencia instalada; mientras que el segundo contará con cuatro turbinas que sumarán 18 MW. Valdesantos se levantará en Estepar y tendrá tres máquinas con una capacidad instalada total de 13,5 MW.

Iberdrola levantará en sus cercanías, además, el parque eólico Fuenteblanca, de 10 MW de potencia instalada, que estará integrado por 3 aerogeneradores SG 3.4-132, hasta completar un complejo eólico de 73 MW.

El aerogenerador SG 4.5-145, con una nueva pala de 71 metros y un diámetro de 145 m. -tres veces mayor que el de los primeros aerogeneradores- duplica por ejemplo la altura de la Catedral de Burgos.

Asimismo, incorpora nueva tecnología, que permite maximizar la producción energética y, con ella, la competitividad de la instalación y es una solución de referencia para emplazamientos de vientos medios.

Con el Complejo eólico Herrera, Iberdrola avanza en su plan de inversión renovable en España, donde la compañía prevé la instalación de 3.000 nuevos MW eólicos y fotovoltaicos. Hasta 2030, las previsiones de la compañía apuntan a la instalación de 10.000 nuevos MW.

Apuesta por Castilla y León 
Junto a este Complejo de Herrera, Iberdrola promueve además el complejo eólico Buniel (Burgos), en colaboración con Caja Rural de Soria, y el parque Valdemoro, con un total de 164 MW, que lo convierten en uno de los más grandes de Castilla y León y acaba de poner en operación el complejo eólico BaCa (Ballestas y Casetona), de 69,3 MW.

Además, la compañía ha iniciado los trámites para el desarrollo de sus primeros 350 MW fotovoltaicos en la región, que desarrollará en Ciudad Rodrigo (300 MW) y Villarino (50 MW), en la provincia de Salamanca. Junto a estas iniciativas, Iberdrola ha conseguido el acceso a la red para la instalación de 500 MW más de potencia renovable, que se concretarán en un gran parque eólico, de 300 MW, y una instalación fotovoltaica de 200 MW.