Eólica

La eólica se convierte en la primera fuente de energía eléctrica del país

Posted on

Según los datos de Red Eléctrica, este año las instalaciones de energía eólica ya han producido más de 56.000 GWh. Es su cifra más alta desde el récord de 2013, cuando ya superó los 54.000 GWh, sólo que todavía le queda parte del mes de diciembre para seguir subiendo. La cifra le basta para superar a la que hasta ahora ha sido la mayor fuente de generación de energía para consumo eléctrico en España, la nuclear. Este año ha producido ya 50.834 GWh y, salvo cambio radical, terminará por detrás de la éolica en generación.

 Este resultado está impulsado por comunidades como Castilla y León, líder en generación renovable de energía. El año pasado alcanzó los 12.576.042 GWh de eólica, un 20% de la producción nacional, cifra que este año superará previsiblemente.

Con este aumento de la eólica y el crecimiento de la solar, las energías renovables pesan cada vez más en la producción energética. Este año la energía producida en centrales hidroeléctricas se ha reducido por la falta de agua en algunas cuencas y si esta fuente superó los 34.000 GWh hace tres años, este 2021 no llegará a ese nivel. La energía solar fotovoltaica ya ha superado los 20.000 GWh en lo que va de año, el doble que en 2019, y su crecimiento es exponencial. Entre todas las renovables firman un año histórico por encima de los 113.000 GWh.  

De este modo, la generación de electricidad está a punto de alcanzar el equilibrio ‘verde’. Según los datos de Red Eléctrica, las energías renovables suman este año el 47% de la generación eléctrica por un 53% de las no renovables. Eólica, hidráulica y solar no habían estado nunca tan cerca de igualar el peso en la generación eléctrica de nucleares, ciclo combinado (gas) y cogeneración.

Castilla y León acelera para atraer a buena parte de los 2.258 Mw eólicos de la última subasta

Posted on

La potencia total eólica adjudicada la última subasta del Ministerio de Transición Ecológica ha sido de 2.258 MW a un precio medio de 30,18 €/MWh. Esta cantidad de megavatios se suma a los 998 MW asignados en la subasta de enero de 2021. Todos ellos deberán ser puestos en operación antes de octubre de 2024 y suponen un precio medio ponderado de la electricidad de 28,67 €/MWh.

Según los cálculos de la Asociación Empresarial Eólica (AEE), los proyectos adjudicados a la eólica supondrán una inversión superior a 2.500 millones de euros, ayudando a mantener los más de 30.000 puestos de empleo de valor añadido con desarrollo profesional, trayectoria, versatilidad y poder adquisitivo competitivo.

AEE considera que el resultado de la subasta es un paso importante para el avance hacia el cumplimiento del PNIEC. El resultado de la subasta sin duda ha estado influenciado por ciertos aspectos y no está exento de retos.

Por un lado, la coyuntura actual regulatoria en el sector, junto con la situación preocupante en la tramitación administrativa de los proyectos y la exigencia de unos plazos menores para la puesta en marcha han condicionado la toma de decisión por parte de las empresas, exigiendo análisis de riesgo/oportunidad complejos. Por otro lado, la situación de mayores precios en las materias primas y la logística también han influido suponiendo un impacto directo en las ofertas y, por tanto, en el precio final. Todo ello ha tenido que ser considerado en las diferentes estrategias empresariales.

Esta subasta es el segundo paso de un conjunto de seis subastas ya planificadas y aprobadas por el Gobierno hasta 2025 con unos cupos mínimos anuales por tecnología. Adicionalmente a la subasta, para poder cumplir con el ritmo anual de incorporación de 2,2 GW de potencia eólica establecido en el PNIEC, se deben potenciar otros esquemas de inversión como PPA o directamente merchant con coberturas, garantizando entornos de confianza y estabilidad para los inversores.

Según la AEE, un aspecto clave que condiciona claramente las subastas es el avance en la tramitación administrativa de los proyectos. Viendo el ritmo de avance actual en el desarrollo de los proyectos, el objetivo de alcanzar 40 GW de eólica para 2025 está en riesgo si no se simplifica, agiliza y fortalece la capacidad de tramitación administrativa por parte las administraciones.

La industria eólica cuenta en España con el 100% de la cadena de valor, desarrollada en más de 250 centros industriales repartidos en todas las comunidades autónomas. Dicha cadena de suministro se encuentra en la actualidad sometida a tensiones económicas en un mercado global en el que opera, por lo que disponer de un mercado local, de una dimensión comparable a la capacidad industrial eólica de nuestro país, que cuente con mecanismos que ayuden a ganar estabilidad y confortabilidad industrial, es también una prioridad. Los 2.258 MW adjudicados equivalen a aproximadamente 450 aerogeneradores, lo que implica una carga de trabajo inferior a la capacidad de la industria eólica en España, que está cercana a los 4.500 MW/año.

Actualmente, la eólica cuenta con 27.400 MW instalados y el objetivo para 2030 para la eólica terrestre y offshore es de 50.333 MW. Castilla y León lidera la potencia instalada en el sector eólico en toda España.

Castilla y León, con 267 parques, cubre el 87,7% de su demanda energética con eólica

Posted on

La energía eólica producida en Burgos, Soria y Palencia podría abastecer todos los hogares de Madrid

Castilla y León es la comunidad donde la energía eólica tiene un mayor peso. El 87,7% de la demanda eléctrica de la región es cubierta por este tipo de energía limpia, según el Anuario 2021 de la Asociación Empresarial Eólica. La diferencia con el resto de las regiones es importante, incluso con las que la acompañan en el pódium. Castilla-La Mancha cubre un 70% de su demanda y La Rioja es tercera con el 57.2%.

Con sus 267 parques eólicos, tiene una cuota de mercado del 23% y acumula, a cierre de 2020, una potencia total generada de 6.300 MW, casi el doble que la siguiente, teniendo una potencia eólica instalada de 216MW.

Por provincias, tres de las que generaron más energía eólica en 2020 son de Castilla y León. Se trata de Burgos, tercera, Soria, séptima y Palencia en el número 10. Entre las 3 suman 8,5 TWh. Esto supone que estas tres provincias podría abastecer a casi 2,5 millones de hogares (se calcula que un TWh cubre 285.00 hogares).

La cifra es más impactante si las ponemos en contexto con su población. Según los datos del INE entre las 3 provincias suman 254.400 hogares, lo que significa que solo con su energía eólica podrían autoabastecerse 10 veces. También podrían abastecer casi en su integridad a los 2.621.000 de hogares de la Comunidad de Madrid.

El informe de la patronal señala que la eólica cubre el 21,9% de la demanda de electricidad, generando el 0,35% del PIB nacional. España es el tercer exportador del mundo, tras Dinamarca y Alemania, con 1.265 parques eólicos instalados en 1.037 municipios y un total de 21.419 aerogeneradores.

La Junta prevé la instalación de dos gigavatios eólicos y otros dos de energía fotovoltaica en la Comunidad hasta el final de la legislatura

Posted on

La Comunidad produjo el 56,46 % de electricidad renovable de todo el país en 2020

La Junta de Castilla y León prevé un incremento de la potencia de energías renovables ligeramente superior a los 4.000 megavatios. El compromiso de instalación de energías limpias para esta legislatura fija un crecimiento de la energía fotovoltaica de 2.000 megavatios, pasando de los 5.600 MW instalados en 2019 a 7.600 MW en 2023; y otros tantos en la instalación de potencia eólica, pasando de la potencia en 2019 de 500 MW a los 2.500 en 2023. Asimismo se preveía un incremento en la potencia eléctrica de biomasa forestal de 50 MW que en estos momentos ya están instalados, en concreto, con la puesta en funcionamiento de una planta de producción eléctrica en Cubillos del Sil (León).

En la actualidad se ha avanzado en este incremento de la potencia eléctrica renovable, siendo en estos momentos 6.289 MW los instalados de potencia eléctrica eólica y 883 MW la potencia instalada de solar fotovoltaica.

Autoconsumo fotovoltaico
Por otra parte, la Consejería de Economía y Hacienda está impulsando el desarrollo del autoconsumo fotovoltaico. En lo que va de 2021, la Comunidad ha instalado 21 MW de potencia fotovoltaica de autoconsumo. Esta cifra, pequeña en comparación con las otras renovables, supone sin embargo triplicar la instalación de paneles solares para producción eléctrica en casa particulares respecto de 2020.

Este incremento en la instalación de potencia eléctrica apunta a la importancia de un sector con un enorme potencial en la Comunidad. La Consejería de Economía y Hacienda está impulsando dos grupos de trabajo en la Mesa de Autoconsumo para analizar los aspectos fiscales y las bonificaciones asociadas a las inversiones en estas instalaciones, así como la formación técnica de los instaladores. Asimismo, en el último año se ha trabajado con los grupos de comunicación, normativa eléctrica y municipios, analizando cuestiones vinculadas con la tramitación administrativa desde el punto de vista medio ambiental, urbanístico, eléctrico y de seguridad industrial.

Aumento de producción eléctrica en 2020
La producción bruta de energía eléctrica en Castilla y León experimentó un destacado incremento del 13,88 % en 2020, año de especial incidencia de la pandemia causada por el COVID-19. Este aumento destaca frente al descenso de producción bruta eléctrica a nivel nacional, que desciende un 3,34 %. El incremento de la producción de electricidad de la Comunidad se debe entre otras causas a una destacada presencia de producción de energías renovables en la Comunidad, cuyo peso ha hecho que más del 56 % de la producción de renovables en España corresponda a Castilla y León con su aportación de energía a través de la gran hidráulica, con el 25,26 % de la producción nacional; eólica, en la que la Comunidad es líder en potencia instalada de toda España, con casi el 23 % del total nacional; y de una aportación creciente al sistema eléctrico de la fotovoltaica que ha sumado el 7,29 % de la producción del Estado.

Asimismo, el consumo eléctrico durante la pandemia se ha incrementado un 3 % en los hogares, que pasa de los 2,9 millones de MWh en 2019 a los 3 millones de MWh de 2020, como consecuencia de los periodos de confinamiento a los que hay que sumar la actividad relacionada con el teletrabajo. Por el contrario el consumo eléctrico de uso industrial y servicios descendió un 8,5 % debido a las mismas causas. Como consecuencia el consumo total eléctrico de Castilla y León descendió, en el periodo indicado, un 5,8 % descenso muy similar al que se produce en España que desciende un 5,1 %.

Nueva Estrategia Energética 2021-2030
La Consejería de Economía y Hacienda está redactando la Nueva Estrategia de Eficiencia Energética de Castilla y León 2021-2030. Los trabajos están muy avanzados en el Ente Regional de la Energía (EREN) en total consonancia Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 (PNIEC). La tramitación de esta nueva estrategia de Castilla y León se realizará en el segundo semestre de este año.

Las principales directrices de esta nueva estrategia de Comunidad están en consonancia con los criterios del PNIEC, y a su vez con las directrices de la Unión Europea en el horizonte de 2030 en desarrollo de renovables y reducción de emisiones de efecto invernadero. Así el PNIEC, establece que los objetivos a alcanzar en una década son: llegar a un 23 % de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) respecto a 1990; alcanzar un 42 % de renovables en el uso final de la energía, cifra que duplica el 20 % del año 2020; llegar a un 39,5 % de mejora de eficiencia energética en la próxima década y contar con un 74 % de presencia de energías renovables en el sector eléctrico, en coherencia con una trayectoria hacia un sector eléctrico 100 % renovable en 2050.

La energía eólica de la provincia de Burgos produce más del doble de lo que se consume

Posted on

Por primera vez desde que hay registros, la producción mediante energía eólica en la provincia de Burgos durante el año 2020 fue más del doble de toda la electricidad que consumieron los domicilios y empresas burgalesas.

Son datos procedentes del avance anual que elabora el Ente Regional de la Energía (EREN) de la Junta de Castilla y León y que consolidan a la provincia de Burgos como la principal potencia eólica de la Comunidad Autónoma. Un tercio de toda la electricidad producida por el viento procede de la provincia, seguida a bastante distancia por Soria y Palencia.

De los 12,8 millones de megavatios hora que produjeron los molinos durante el año 2020, 4.581.907 procedieron de Burgos. Es la primera vez que se superan los 4,5 millones, récord histórico que tiene como resultado duplicar los 2,27 de consumo eléctrico total en la provincia a lo largo del pasado ejercicio.

Este último dato, en cualquier caso, se resintió claramente a causa de la pandemia. De los 2,42 millones de megavatios hora en 2019 se pasó a los mencionados 2,27, debido a la caída del consumo industrial, mientras que el doméstico creció. La larga crisis del coronavirus aparece como el factor diferencial, al provocar muchas más horas de gasto en casa y menos en el trabajo.

Los molinos de viento instalados en Castilla y León producen casi uno de cada cuatro megavatios generados en España

Posted on Actualizado enn

Mientras el consumo de electricidad cayó un 5,8 por ciento en Castilla y León en el año de la pandemia, motivado sobre todo por el descenso de la demanda de energía por parte del sector industrial y servicios, la producción bruta de energía eléctrica mantuvo en 2020 un buen comportamiento. Castilla y León generó un total de 25,7 millones de megavatios hora (MWh), lo que supuso un 13,8 por ciento más que el ejercicio anterior.

De ese total, la energía eólica supuso la mitad de la producción, al sumar 12,8 millones de MWh, seguido de la hidráulica (33,2 por ciento, con 8,5 millones), la térmica (12,4 por ciento, con 3,2 millones) y la solar (4,3 por ciento, con 1,1 millones de megavatios hora). Un incremento que con el descenso del 3,3 por ciento experimentado el año pasado en el conjunto de España, hasta los 257,8 millones de MWh.

La comunidad genera casi uno de cada cinco megavatios de las energías limpias en España. En concreto, los 12,8 millones de MWh producidos por los molinos de vientos instalados en Castilla y León suponen el 23 por ciento del total del país. Un porcentaje que se queda en el 7,2 por ciento en el caso de la energía solar.

Además, las centrales hidráulicas de la comunidad generan uno de cada cuatro megavatios a nivel nacional. Del total de 33,8 millones de MWh en el país, 8,5 millones proceden de la autonomía. La energía hidráulica de nuestra región se disparó un 54,8 por ciento al pasar de 5,4 a 8,5 millones de MWh., gracias a las abundantes precipitaciones.

Sin embargo, el aumento en las energías limpias llega a compensar la producción que generaban la central nuclear de Santa María de Garoña y las centrales térmicas de carbón que han venido cerrando. Aunque Castilla y León es un territorio con superávit, puesto que la producción de energía eléctrica es casi 2,5 veces superior al consumo.

Castilla y León de nuevo líder en producción de energía eólica

Posted on

La eólica es la tecnología renovable que más electricidad aportó al sistema eléctrico en 2020, y la principal tecnología de generación en cinco Comunidades Autónomas (CCAA), empezando por Castilla y León

En 2020, la comunidad autónoma de Castilla y León ha sido la que más electricidad ha generado con el viento, seguida de Galicia y Aragón. El podio en 2020 de la cobertura de la demanda autonómica con generación eólica también refrendó el rol de esta comunidad autónoma en el desarrollo de la tecnología. Las 4 CCAA son exportadoras netas de electricidad.

La generación con fuentes renovables en nuestro país no para de crecer. En 7 comunidades autónomas se ha generado más electricidad con energías renovables autóctonas que con energías no renovables en 2020, un aumento de tres CCAA (Navarra, La Rioja y Andalucía) frente a 2019.

En términos de cobertura de la demanda autonómica con energías renovables, hay ya 5 autonomías que generan más del 100% de su demanda con recursos renovables autóctonos. La electricidad renovable sobrante en estas autonomías se transfiere a autonomías limítrofes o más lejanas que son deficitarias en generación de electricidad mediante la red eléctrica.

En este ranking de sostenibilidad de la electricidad de las comunidades autónomas destacan Castilla y León, Aragón, Extremadura, Galicia y Castilla la Mancha, todas ellas con una generación renovable en 2020 suficiente para cubrir toda la demanda eléctrica de la autonomía. En la cola de la generación renovable para abastecerse, están las CCAA de País Vasco, Baleares y Madrid, todas ellas por debajo del 10% de autoabastecimiento con electricidad renovable.

En cuanto al ranking de generación eólica por provincias, Burgos es la tercera provincia española, con una producción de 4.431.839 MWh.

Actualmente, en España, hay 47 provincias con generación eólica, de las cuales 20 generan más de 1 TWh de electricidad gracias al viento. Con 1 TWh se cubre el consumo de 285.000 hogares. 

En el corto plazo, el sector eólico tiene como objetivo incorporar 10 GW de potencia nueva en península hasta 2024, mediante subastas de eólica u otros esquemas y mecanismos, añadiendo 30 TWh de generación limpia y autóctona anual a partir de ese año, además de garantizar el cumplimiento del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) en 2030 con 50,3 GW de potencia eólica. También se quiere llevar a cabo la repotenciación de hasta 5 GW eólicos hasta 2025.

El parque eólico de Cerezal de Aliste (Zamora) se ampliará con seis nuevos aerogeneradores

Posted on

La Junta de Castilla y León ha sacado a información pública, a los efectos de competencia, la ampliación del parque eólico “Valdelanave” en el municipio de Muelas del Pan dentro del término de Cerezal de Aliste.

La solicitud de la autorización administrativa de “Valdelanave II” la ha realizado la sociedad anónima “Iberenova Promociones” para la presentación de proyectos en competencia, por parte de aquellos que lo deseen, durante un mes: hasta el día 5 de marzo de 2021. Los proyectos presentados cumplirán con los requisitos del decreto 189/1997 de 26 de septiembre, por el que se regula el procedimiento para la autorización de las instalaciones de producción de electricidad a partir de energía eólica.

La previsión es de instalar en esta segunda fase de Valdelanave seis aerogeneradores con una potencia total de 26 megavatios.

La empresa Iberdrola Energías Renovables iniciaba el expediente del parque eólico “Valdelanave” el día 9 de enero de 2002 con la previsión inicial de la construcción y puesta en marcha de 25 aerogeneradores de 2 megavatios cada uno, lo que habría supuesto una potencia de salida de 50 megavatios, siendo visado el proyecto técnico por el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Zamora el 14 de febrero de 2006.

La previsión de los 25 aerogeneradores en Cerezal y Villaflor era disponerlos en cuatro alineaciones diferentes sobre las cumbres de la Sierra Gorda y adyacentes.

Para Valdelanave se plantearon 53 medidas correctoras y entre ellas destacaban evitar daños a los arbolados y la afección a la fauna que utiliza el ecosistema de la zona como lugar de nidificación o campeo, así como que las palas, en ningún caso, sobrevuelen sobre vías pecuarias y caminos rurales del entorno.

Durante la Declaración de Impacto Ambiental sólo se recibieron dos alegaciones. Una de ellas la presentó Retevisión en referencia a las posibles interferencias que los aerogeneradores podrían generar en las poblaciones cercanas. En su entono se sitúan Cerezal, Villaflor, Videmala, Villanueva de los Corchos y Bermillo de Alba. La otra la presentó el Ayuntamiento de Muelas en relación a la subrogación de la empresa promotora de derechos y bienes derivados de la licitación efectuada de la concesión de usos de bienes de dominio público municipal. Se entendió que ninguna afectaba los aspectos medioambientales propios del parque eólico Valdelanave.

La primera fase del parque eólico “Valdelanave” finalmente se centró en solamente cinco aerogeneradores con un coste previsto inicialmente de 9.206.255 euros. A tenor de la declaración de utilidad pública esta llevó implícita la ocupación de los bienes y la adquisición de los derechos afectados: pertenecientes a alrededor de 44 propietarios de dos pueblos, Cerezal de Aliste y de Villaflor, por ubicación permanente d caminos, la ubicación de la subestación y las servidumbres de vuelo de los aerogeneradores y el paso de las zanjas. A ello se unió la evacuación que corrió a cargo de Bionor Eólica con la construcción de una nueva linea trifásica de 6.620 metros, de ellos 6.490 aéreos y 130 subterráneos (10.377 euros de coste), hasta la entrada en la subastación “Ricobayo” a donde se evacua la energía. Las cinco turbinas eólicas actuales son GAMESA G90/2000 con una potencia nominal total de 10.000 kilovatios. Los molinos están montados sobre torretas metálicas de 78 metros de altura.

La Junta da luz verde al parque eólico “Cuéllar de la Sierra” en Soria de 9 Mw tras el cambio de ubicación de los aerogeneradores

Posted on

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León ha dictado  la declaración de impacto ambiental sobre el proyecto de parque eólico “Cuéllar de la Sierra” de 9 Mw e infraestructuras de evacuación, en los términos municipales de Ausejo de la Sierra, Los Villares de Soria, Buitrago, Fuentelsaz de Soria, Fuentecantos, Garray y Soria (Soria), promovido por «Eólica Cuéllar de la Sierra, S.L.».

El objeto del proyecto inicial es la construcción de un parque eólico de 4 aerogeneradores, 2 de ellos de 2,5 MW de potencia unitaria, y otros dos de 2 MW, lo que hace una potencia total de 9 MW. Los aerogeneradores se conectan al centro de control ubicado en la subestación SET Cuéllar, produciéndose la evacuación de este parque eólico por el mismo transformador y línea de evacuación que el parque eólico de Dehesa de Cuéllar.

A raíz de las alegaciones recibidas y de los informes del Servicio Territorial de Medio Ambiente de Soria, el promotor ha tenido que presentar la Adenda nº 1 que consiste en un proyecto modificado que básicamente mantiene las mismas instalaciones, pero variando la ubicación de los aerogeneradores, y planteando una nueva alternativa a la línea eléctrica de evacuación, incluyendo nuevas medidas preventivas, correctoras y de seguimiento.

Con el desplazamiento de aerogeneradores propuesto aumenta la distancia a los núcleos de población: Estepa de San Juan a 1.000 m, Cuéllar de la Sierra a 1.060 m y Castilfrío de la Sierra a 2.357 m.

La red de tierra soterrada, red de comunicaciones y líneas soterradas de 20 kV de interconexión de aerogeneradores se adecúan al nuevo trazado de zanjas, con una longitud de 1.480 m.

El estudio de impacto ambiental plantea 3 alternativas de ubicación del parque eólico, además de la alternativa «0» de no realización del proyecto. En el estudio de impacto ambiental se selecciona la alternativa 3 por ser la alternativa con mayor aprovechamiento del recurso eólico, frente a la 2, que se desestima por inviabilidad económica, y la 1 que presenta un aprovechamiento menos eficiente.

El estudio de impacto ambiental concluye que uno de los principales impactos negativos se produce sobre el paisaje debido a la visibilidad de las instalaciones y a las dificultades de ocultar las mismas, aunque debe tenerse en cuenta que se trata de una actividad implantada ya en la zona por lo que no va a suponer una alteración en el carácter del paisaje.

Los fondos europeos podrían impulsar la repotenciación de los parques eólicos en Castilla y León, clave para mantener su liderazgo

Posted on

La Asociación Empresarial Eólica (AEE) ha elaborado un conjunto de propuestas enfocadas a la reactivación de la economía de forma ágil y eficiente, y al mismo tiempo avanzar en los objetivos de descarbonización del Pacto Verde Europeo y del Acuerdo de París.

El documento consiste en programas concretos para la utilización de los fondos de reconstrucción europeos que se asignen a España, que crearían más de 30.000 puestos de trabajo y permitirían activar inversiones privadas por más de 12.000 millones de euros.

Castilla y León es la principal región española tanto en número de parques eólicos activos, una buen parte de ellos pendiente de su repotenciación en los próximos años, así como en volumen de energía eólica generada en Gigawatios/h.

La Comisión Europea ha aprobado un Fondo de Reactivación para la economía de la UE-27 de 750.000 millones de euros, de los cuales 140.000 millones han sido asignados a España. Tomando como condición que el 37% de los fondos destinados a España se reserven al cumplimiento de los objetivos del Pacto Verde Europeo, se espera que al menos 50.000 millones de euros del fondo se destinen a proyectos relacionados con el PNIEC.

Según la AEE, el sector eólico se posiciona como uno de los sectores que ofrecen múltiples beneficios subyacentes para la sociedad y la economía del país a corto plazo, siendo un vector industrial y tecnológico para avanzar en la reconstrucción económica dentro de la senda de la transición energética de forma eficaz con un enfoque tractor para otras actividades sectoriales.

La propuesta de AEE incluye nueve proyectos tractores a escala nacional que, con un apoyo de 1.165 millones de euros de los fondos de reconstrucción, permitirían activar inversiones privadas por más de 12.000 millones de euros, generar 17,32 TWh de electricidad eólica (equivalente al 30% del incremento de generación eólica previsto en el PNIEC), reducir las emisiones de CO2 en más de 7,6 M Toneladas de CO2/año (el 7,5% de la reducción de emisiones previsto en el PNIEC) con un coste de incentivo por tonelada de CO2 reducido de 6 € ton/CO2 (siendo el coste actual 27 €/tonCO2, y el previsto en 2030: 42 €/tonCO2), y crear más de 30.000 empleos de alto valor añadido.

La propuesta contiene, entre otros, un programa de repotenciación de instalaciones eólicas, proyectos de almacenamiento en parques eólicos, despliegue de instalaciones eólicas en sistemas extra-peninsulares para conseguir ahorros en el coste de la generación eléctrica y dinamizar la economía local, proyectos enfocados a la eólica offshore, desarrollo de hubs de experimentación en eólica terrestre y marina, así como plantas de obtención de hidrógeno renovable generado con electricidad eólica.

España es el país de la Unión Europea que más eólica onshore instaló el año pasado, un 15% del total en Europa, lo que sigue manteniendo a España en la 5º posición del ranking mundial de potencia instalada con 25.704 MW, y 3ª posición en el ranking de exportaciones. Un sector que aporta al PIB un 0,31%, que da empleo a más de 24.000 personas, y que está preparado para ofrecer soluciones creativas ante los retos del futuro.