Los productores de biomasa reclaman 645 nuevos MW para poder cumplir los objetivos del 2020

Posted on

biomasa

La Asociación de Productores de Energías Renovables de la rama de Biomasa –APPA Biomasa– ha denunciado que no se cumplirán los objetivos de biomasa previstos hasta 2020 en el Plan de Acción Nacional de Energías Renovables (PANER) si no se adjudican 645 MW nuevos de esta tecnología. Para la Sección de Biomasa de APPA, los 200 MW adjudicados en la subasta del pasado mes de enero resultan claramente insuficientes para llegar a los 1.587 MW, que contempla el PANER.

De ellos, 1.187 MW corresponden a biomasa sólida y 400 MW a biogás. En la actualidad, según la CNMC, hay tan solo 742 MW instalados (517 de biomasa sólida y 225 de biogás). En el caso de que se materialicen los 200 MW subastados se contaría con 942 MW.

Biomasa sólida
Por otro lado, la Planificación Energética 2015-2020 del Ministerio de Industria, Energía y Turismo (MINETUR) prevé la instalación de 8.537 MW renovables nuevos, de los que 275 MW, según el documento, corresponden a biomasa, biogás, RSU y otros, en conjunto. Para cumplir los objetivos del PANER, la Planificación, en lugar de los 275 MW previstos, debería haber contemplado la instalación de los 645 MW mencionados, de los que 470 MW serían de biomasa sólida y 175 MW de biogás.

En el caso de que las nuevas adjudicaciones se hagan mediante subastas, APPA Biomasa pide al nuevo Gobierno que se corrijan los requisitos de adjudicación de la subasta de enero para evitar resultados poco realistas como los que en ella se dieron. Según APPA Biomasa, el mecanismo de adjudicación finalmente adoptado permitía la especulación y era muy excluyente, especialmente para las pequeñas cogeneraciones con biomasa en industrias y las plantas pequeñas y medianas de biomasa, que no podían competir en la subasta.

Límite máximo
APPA Biomasa pide un apoyo sostenido al sector por los beneficios energéticos, ambientales y sociales que la generación con esta tecnología renovable conlleva. Más concretamente, demanda que las instalaciones de biomasa no tengan límite máximo de producción de 6.500 horas -como no lo tienen las instalaciones de cogeneración- y que se elimine el impuesto del 7% sobre la producción eléctrica.

Anuncios

“No pedimos subvenciones, reclamamos quitar todos los obstáculos con que han ido asfixiando el sector en los últimos años”

Posted on

Gerhard_Meyer_3Entrevista con
Gerhard Meyer
Delegado de la Unión Española Fotovoltaica (UNEF) en Castilla y León

Gerhard Meyer asumió hace unos meses la representación de la UNEF, la Unión Española Fotovoltaica, en Castilla y León. Conoce de primera mano la situación del sector en la región gracias a su cargo en AS Solar Ibérica.

En una situación compleja y sobre todo de incertidumbre ante la regulación del sector y los cambios políticos, ¿con qué objetivos asumes la representación de la UNEF en Castilla y León?

El sector fotovoltaico de Castilla y León languidece por las trabas impuestas por el gobierno central con la finalidad de retrasar cuanto más tiempo posible su despliegue. Los objetivos de UNEF en Castilla y León no pueden ser otros que terminar con la inseguridad jurídica de los últimos años y facilitar un libre desarrollo de instalaciones fotovoltaicas en toda la comunidad para el futuro inmediato. Nunca hubo argumentos serios para frenar el avance fotovoltaico, y esta opinión se está extendiéndose cada vez más en la sociedad. No pedimos subvenciones, reclamamos quitar todos los obstáculos con que han ido asfixiando el sector en los últimos años.

En la Comunidad de Castilla y León los proyectos fotovoltaicos han sido muy destacados en muchas zonas rurales que vieron como sus perspectivas de rentabilidad se diluían con los cambios normativos ¿Hay muchos inversores y particulares fotovoltaicos que se sienten defraudados?

Por supuesto que sí. Atraídos por la buena fe en la credibilidad del gobierno central, muchos inversores se fiaban de las normas del BOE que incentivaban el uso de la fotovoltaica. Nadie podía imaginarse de lejos que un gobierno de estado pudiera ser capaz de cambiar tan radicalmente las reglas de juego y recortar constantemente las retribuciones, hasta que muchos inversores se quedasen nada menos que en la ruina económica. Hasta la Agencia Internacional de Energía, tampoco conocido como un gran amigo de las energías renovables, reconoció que España ha empeorado legalmente hasta tener hoy por hoy la peor regulación en todo el mundo.

Importantes compañías españolas y extranjeras instalaron factorías con muchos empleos relacionadas con el sector fotovoltaico. En los últimos años muchas se vieron obligadas a cerrar ante la falta de demanda ¿Puede cambiar esta situación a medio plazo?, ¿de qué dependería?

Depende de la voluntad política de devolver a España su status como nación puntera de tecnología fotovoltaica. Estoy seguro que España sigue teniendo un potencial inmenso de conocimiento y de recursos humanos, capaz de volver a alcanzar en poco tiempo el liderazgo que perdió por a las políticas represivas del gobierno central. José Luis Zapatero sostuvo en una de sus últimas comparecencias públicas, que el sector renovable tiene un potencial de crear 1 millón de empleos cualificados en una década. Sin embargo, en vez de crear se destruyó sistemáticamente empleo, pero eso no es un proceso irreversible. Ahora toca volver a crear estructuras, y el nuevo gobierno, del color que sea, no se puede permitir más de frenar un proceso que avanza en el resto del mundo a grandes pasos. Establecer la fotovoltaica como una fuente principal de energía no es solo una cuestión de rentabilidad, sino también de seguridad de suministro. Apostar por la fotovoltaica con el combustible autóctono es mucho más seguro que importar fósiles de zonas conflictivas como Argelia.

La regulación del autoconsumo, con muchas limitaciones, ¿puede ayudar a la industria fotovoltaica de la comunidad a crecer tras años de parón?

Es una regulación complicada. No está diseñada para el fomento del sector fotovoltaico, pero al menos tenemos un punto de partida. Antes solo teníamos incertidumbre, ahora al menos hay una legislación. Desde UNEF llevamos años reclamando una normativa que regule el autoconsumo solar y así salir de la inseguridad. Desde octubre 2015 la tenemos, y aunque no sea fácil, seremos capaces de avanzar y hacer posible que toda la sociedad puede beneficiarse de las ventajas de la tecnología fotovoltaica. España es el país con las mejores condiciones para aprovechar el sol, y hasta las grandes eléctricas se han dado cuenta que ya no pueden eliminar la fotovoltaica del mapa energético.

La eficiencia energética está de moda en muchas administraciones públicas para distintos proyectos ¿La fotovoltaica puede ser clave en el ahorro energético de pymes, explotaciones agroindustriales o de las propias administraciones públicas como ayuntamientos?

No creo que sea una moda, sino el reconocimiento de que con la eficiencia se puede ahorrar mucha energía, y de esta manera conseguir importantes ventajas económicas. La fotovoltaica es una tecnología clave para mejorar la eficiencia energética, ahorrar en la factura de luz y convertir el coste de electricidad en un factor predecible. Para muchas empresas la electricidad es el factor crucial para su competitividad, y cada vez más deciden y decidirán apostar por el ahorro de costes de electricidad y ganar en competitividad a través de una planta fotovoltaica. Ahorrar costes, mejorar la eficiencia y ganar competitividad, con la fotovoltaica es posible. Y todo esto de manera limpia y sostenible. La economía y el medio ambiente lo reclaman, y se impondrá también en España, igual como en el resto del mundo.

La menor generación renovable e hidráulica, y el mayor uso del carbón elevan las emisiones de gases un 4% en 2015

Posted on

emisiones gases

El aumento de la actividad económica e industrial y sobre todo el mayor uso del carbón en le generación eléctrica ha vuelto a provocar que las emisiones de gases de efecto invernadero aumenten en España con mayor empuje.

Según los datos preliminares –no oficiales todavía, del Ministerio de Medio Ambiente– adelantados en el Informe de Cambio Climático del Observatorio de Sostenibilidad, la emisión de gases creció un 4% de media en el 2015 frente al aumento del 1,7% en 2014. Los años anteriores, entre 2008 y 2014, habían disminuido de forma destacada, incluso por encima del 7% anual ante la menor actividad industrial de los principales sectores causantes de estas emisiones (siderúrgicas, petroleras, papeleras, cementeras, cerámicas…).

Según el coordinador del informe, José Santamarta, en el 2015 aumentó un 22% el uso del carbón en la generación de electricidad en las centrales de ciclo combinado mientras que se estancó  el uso del gas natural en las mismas. También se ha notado en el aumento de las emisiones, el aumento del consumo de productos petrolíferos en un 2% y la menos disponibilidad de energías renovables y de energía hidráulica, las que menos emisiones registran.

Según el responsable del informe, el parón de las renovables también tiene que ver con este aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero ya que entre 2014 y 2015 solo se han instalado en España 27 megawatios de potencia eólica. Para Santamarta, con estos datos será muy complicado que España cumpla sin sus compromisos de cubrir el 20% de la demanda global con renovables en 2020.

Iberdrola destinará el 46% de sus inversiones en Redes y el 33% a renovables hasta el 2020

Posted on

sede-central-en-bilbao-de-iberdrola

Iberdrola invertirá 24.000 millones de euros en el periodo 2016-2020, de acuerdo con las nuevas Perspectivas presentadas por la compañía, la que mayor cuota de mercado cuenta en distribución eléctrica en Castilla y Léon. De todas las inversiones previstas, 22.000 millones de euros -más del 90% del total- corresponden a proyectos ya comprometidos, de los que cerca de un 60% se encuentra ya en construcción.

Por perfil de negocio, Iberdrola continuará apostando por áreas reguladas que proporcionen ingresos estables y previsibles a largo plazo. Así, el 88% de los 24.000 millones de euros de inversión total se dedicará a actividades reguladas o con contratos a largo plazo. De este importe, el 46% se destinará a Redes, el 33% a Renovables y el 9% a Generación Regulada. El 12% restante se invertirá en los negocios de Generación y Comercial.

Iberdrola ha obtenido un beneficio neto de 2.421,6 millones de euros en 2015, un 4,1% más que en el ejercicio anterior. El Ebitda se ha situado en 7.305,9 millones de euros, lo que supone un incremento del 4,9% respecto a 2014. De este importe, los negocios regulados han aportado un 75%. Estos positivos resultados han sido consecuencia de la buena evolución de los negocios, especialmente de Renovables, que ha aumentado su Ebitda un 18,6%, hasta alcanzar los 1.572,3 millones de euros. En España, el Ebitda de este negocio ha alcanzado los 473,2 millones de euros, en un ejercicio en el que la menor producción ha sido compensada por la recuperación de los precios.

Las ventas se han incrementado un 4,6% durante 2015, hasta situarse en 31.418,7 millones de euros, y el margen bruto ha alcanzado los 12.842,7 millones de euros, un 5,4% más que en el ejercicio anterior. Iberdrola ha continuado, además, avanzando en la mejora de su eficiencia, con una reducción del gasto operativo neto del 1,6%, sin tener en cuenta el efecto del tipo de cambio.

Castilla y León genera 80.000 toneladas anuales de astillas procedentes de los restos de corta de las choperas

Posted on

biomasa chopos

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente de Castilla y León gestiona en la actualidad 2,6 millones de chopos en más de 8.670 hectáreas de superficie de la Comunidad. La comunidad ha logrado aumentar, en colaboración con los propietarios de terrenos forestales, el total de hectáreas dedicadas a este cultivo, que alcanzan las 75.000 hectáreas en total, un 65% de todo lo contabilizado en España, que alcanza las 116.000 hectáreas. En Castilla y León, más de la mitad de la superficie chopera es de propiedad pública, 53,5%, frente al 46,5% privada.

La Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente de Castilla y León (Somacyl) interviene desde el año 2009 en la gestión de choperas tanto públicas como privadas. El año pasado Somacyl enajenó algo más de 100.000 chopos mediante subasta pública, con un volumen de 58.000 metros cúbicos de madera para chapa y un valor de venta de más de cuatro millones de euros, con un valor medio de 58,6 euros por metro cúbico.

Subasta pública
El modelo desarrollado por Somacyl consiste en la planta y gestión en un turno de 15 años y su posterior venta mediante subasta pública, convenios con propietarios de terrenos que reciben el porcentaje de la venta o el cien por cien del precio por el alquiler de los pastos y la contrata con empresas locales especializadas para realizar las labores de gestión de esas masas forestales, tales como gradeos, podas o tratamiento de plagas, entre otras. El cultivo del chopo produce más del 20 por ciento de la madera autonómica y más de cuatro de cada diez euros de ingresos por madera.

Energía térmica
Su alto aprovechamiento incrementa la productividad de este cultivo. Así, el 80 por ciento se aprovecha para la industria del desenrollo y producción de chapa, mientras que el resto para subproductos como pellet, tablero de partículas y para la producción de energía térmica. Castilla y León genera 80.000 toneladas anuales de astillas procedentes de los restos de corta de las choperas.

Actualmente, en Castilla y León hay más de 50.000 populicultores o productores de madera de chopo, cada uno de los cuales tiene una pequeña superficie de entre una y dos hectáreas. Los ingresos de una plantación oscilan entre los 30 y los 75 euros por metro cuadrado, dependiendo de los valores de suelo y clima, con un valor medio de 55 euros.

Anualmente se cortan en España entre 700.000 y 800.000 metros cúbicos de madera en rollo, lo que supone una facturación de entre 35 y 40 millones de euros. La provincia de León es la que mayor superficie de choperas alberga de toda España, concretamente el 22 por ciento del total nacional y una tercera parte de Castilla y León, en torno a las 25.000 hectáreas.

España no instaló ningún nuevo megawatio eólico en 2015 frente a los 6.013 MW de Alemania y los 1.000 Mw de Francia

Posted on

Parque eólico de Villar del Río en Soria
Parque eólico de Villar del Río en Soria

La energía eólica fue la estrella en Europa del sector energético en 2015: se instalaron un total de 12.800 MW (9.766 MW terrestres y 3.034 MW marinos), el 44% de la capacidad instalada total, lo que la sitúa como la tecnología que más creció en el año, según los datos de la Asociación Europea de Energía Eólica (EWEA). En total, la potencia eólica europea alcanza los 142.000 MW, puede generar 315 TWh y cubrir el 11,4% de las necesidades de electricidad de la UE.

Con 6.013 nuevos megavatios, Alemania acaparó casi la mitad (el 47%) de la potencia instalada en el año, seguida por Polonia (1.300 MW), Francia (1.000 MW) y Reino Unido (975 MW). España, con ningún megavatio instalado en el año, se quedó fuera de los 26.400 millones de euros invertidos en el sector eólico, un 40% más que en 2014. Tan sólo algunos países del Este de Europa, como Bulgaria, la República Checa, Hungría o Eslovenia, cerraron el año también en blanco.

Según la Asociación Empresarial Eólica, “la última legislatura ha sido la menos eólica desde 2000, ya que sólo se han instalado 1.932 MW como resultado primero de la moratoria verde y después, de la Reforma Energética, que alejó la seguridad jurídica del país. Es más, desde que entró en vigor el nuevo sistema retributivo en 2013, sólo se han instalado 27 MW, un 1,4% del total acumulado en la legislatura”.

Para esta asociación, “la principal consecuencia de la parálisis de la eólica es que España se aleja de los objetivos europeos de consumo de energía a través de fuentes renovables en 2020, que son vinculantes. La única posibilidad es que se den los pasos adecuados –recuperar la seguridad jurídica, lanzar un calendario de subastas, entre otras cosas– para cumplir con la Planificación Energética a 2020 aprobada por el Gobierno, que cifra en 6.400 MW las necesidades de potencia eólica para cumplir con Europa”.

Unión Fenosa Distribución cuenta con más de 186.000 contadores inteligentes instalados en Castilla y León

Posted on

contador

Unión Fenosa Distribución, filial de distribución eléctrica de Gas Natural Fenosa, cerró el año 2015 con más de 186.000 contadores inteligentes domésticos instalados e integrados en el sistema de telegestión en 358 municipios de Castilla y León. Esta cifra representa más del 58% del parque de equipos domésticos de la compañía en la comunidad autónoma.

Por provincias, se han instalado más de 96.000 contadores inteligentes en Segovia y cerca de 87.000 en León. En Zamora y Soria, el grueso del despliegue se realizará en los próximos meses. Los equipos de telegestión recogen diariamente 28 millones de registros de medida horaria en Castilla y León.

La sustitución de los contadores continuará hasta 2018, año en el que, según la regulación, todos los equipos domésticos deben ser inteligentes. Unión Fenosa Distribución distribuye energía a más de 320.000 puntos de suministro con una potencia contratada inferior a 15 kW en Castilla y León.

Los nuevos contadores son un elemento clave en el despliegue de las redes inteligentes que abrirán nuevas posibilidades de servicio a los clientes en un futuro próximo.

Además, Unión Fenosa Distribución ha lanzado una APP gratuita, llamada Mi Consumo, que permite que los usuarios domésticos de su red consulten los datos de su consumo eléctrico horario desde cualquier dispositivo móvil. Esta herramienta, disponible para Android, iOS y Windows, permite a los hogares conocer cómo utilizan su energía.